Práctica de pádel en Chile ha crecido más de trescientos por ciento

Fue en 1969 que el mexicano Enrique Corcuero dio origen a este deporte, con palas de madera en Acapulco. Casi 53 años después, el pádel está presente en más de 70 países del mundo y su crecimiento explosivo ha captado la atención de los expertos: cada vez más jugadores, más canchas disponibles en todo el país e incluso transmisiones en televisión abierta de algunos partidos los fines de semana.

Y no es solo una percepción: de acuerdo con cifras de la Federación Chilena de Pádel (Fepachi), a partir del 2021 hubo un crecimiento del 300% de quienes practican en Chile, y en el mundo un porcentaje cercano al 180%. La organización estima que en el país hay entre 40 mil y 50 mil jugadores activos en el país, sobre la ocupación de canchas y los 700 clubes inscritos.

Con cada vez más interés en la práctica, es evidente que también haya aumentado la venta de artículos para jugar pádel. De acuerdo con Matías Díaz, monitor de la marca Kuikma en Decathlon, entre el 2020 y el 2021, hubo un crecimiento del 320% en la venta de palas y elementos relacionados al deporte, posicionándose como el país que más vende pádel fuera de Europa durante ese periodo de tiempo en la tienda deportiva. “En lo que va de este año, ya registramos un crecimiento del 360%, lo que nos posiciona como el segundo país que más vende, después de Emiratos Árabes”, comentó el experto.

Algunos expertos coinciden en que el pádel sigue siendo un deporte de élite, aunque tiene mucho potencial para seguir creciendo. De acuerdo con Díaz, hoy existen más alternativas para acceder a artículos que permitan practicarlo, así como también más canchas disponibles en todo el país.

El experto comenta que la clave está en tener una buena pala de pádel. “Con una de iniciación, que tiene un precio promedio de $35.000, puede ser suficiente para comenzar. Hoy puedes encontrar de muy buena calidad, con muy buenos componentes como tubulares de carbono, puentes de carbono de alta densidad, rugosidad en sus caras, correa tipo muñequera, gomas de distintas densidades, entre otras características necesarias para un buen tiro”, comenta. Recomienda que cada jugador adquiera su propia pala, porque así le puede dar el cuidado adecuado y en cuanto a inversión, en menos de diez partidos ya la tendrá pagada, considerando el costo que cobran los clubes por arrendar una.

“Podríamos decir que para jugar la primera vez con implementos propios, el costo estimado sería de unos $45.000, sumando la compra de algunas pelotas, la pala y una parte del arriendo de la cancha. Luego de esto hay que sumarle el calzado de pádel para poder jugar con mayor seguridad y comodidad, que en Decathlon comienzan en $40.000”, aseguró.

Si bien Kuikma es una marca relativamente nueva, creada en 2019, cuenta con artículos a precios más baratos, en correspondencia a la política de Decathlon: hacer el deporte accesible para todos. Pero, además, tiene un compromiso por apoyar a todos los fanáticos de esta actividad, con su campaña PRO PLAYERS, uniendo al equipo de Maximiliano Sánchez y Lucía Sainz, exponentes mundiales de pádel y ambos ex números 1 del mundo.

Además, trabaja en la Kuikma Academy, en la que auspicia a muchos jugadores que están en el ranking del World Padel Tour, pero que están comenzando sus carreras o ya llevan un tiempo manteniéndose en el circuito sin tener grandes logros.

Check Also

Vuelve a Puerto Montt la Copa Culinaria Carozzi, la competencia gastronómica más importante de Chile

“Tu Talento La Receta del Éxito”, es el eslogan de la 5ta versión de la …

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *