El problema de Codelco: el alto costo de producción del cobre

“No hay plata, viejo, entiéndeme, no hay un puto peso”, dijo el Presidente Ejecutivo de Codelco, Nelson Pizarro, explicando la situación de la compañía minera que ayer colocó un bono por hasta US$390 millones, dando cuenta del crítico escenario. Un experto explica cuál es el gran problema de la gigante estatal: el alto costo de producción del cobre.

La situación de la Corporación Nacional del Cobre de Chile (Codelco) no es la mejor. De hecho, está pasando por un crítico escenario, ya que el precio del cobre en la Bolsa de Metales de Londres continúa retrocediendo a niveles de US$2,1 la libra, lo que empeora el panorama de la compañía nacional.

Con la frase “¡No hay plata!”, el presidente ejecutivo de Codelco, Nelson Pizarro, describió las dificultades por las que atraviesa la mayor cuprífera del mundo y explicó que los desafíos de la empresa se centran hoy en reducir los costos de producción del metal rojo. Codelco viene arrastrando pérdidas históricas y presenta un aumento de 247% de deudas en once años.

El problema que se presenta hoy con el cobre es una situación cíclica, ya que en la práctica, cuando uno analiza el metal rojo o cualquier commodity, se observan periodos cíclicos, con altos y bajos. Hasta hace un año y medio atrás estábamos viviendo el ciclo alto, es decir, con valores muy elevados, ya que el precio ascendía a US$3 o US$3,5. Pero hoy el cobre está bordeando los US$2, cayendo incluso hace unas semanas a US$1,6 la libra. La situación actual se da porque el cobre depende de las tendencias mundiales, como el consumo de cobre de China, nuestro principal cliente, y a su vez de las monedas, que en el caso del metal rojo se relaciona mucho con lo que pase con el dólar, divisa que en estos momentos va al alza”, señala Arturo Farías, jefe de carrera de Contador Público y Auditor de la Universidad del Pacífico.

Con la polémica frase del ejecutivo de Codelco, en las redes sociales muchos chilenos comparan la situación del cobre con lo ocurrido con el salitre, pero el experto explica que en este caso sólo se trata de un periodo bajo. “Codelco está atravesando por un periodo en el cual los precios son muy bajos y la demanda ya no es fija y ni estable por parte de los grandes consumidores. Hoy nos enfrentamos una inestabilidad del punto de vista del valor y de la demanda”, apunta Farías.

Con los bajos precios y los altos costos de producción que tiene Codelco, el panorama se vuelve aún más complejo. “Hoy en día, Chile tiene uno de costos más altos desde el punto de vista productivo del cobre, tanto si lo comparamos con el costo de producción de nuestros países vecinos, como con las empresas privadas. Por lo tanto, la diferencia entre el costo y el precio se hace cada vez menor, se gana menos. Esta es una situación complicada para Codelco y para el país”, argumenta el académico.

“Esta diferencia se da porque Codelco tiene una gran cantidad de elementos que producen un elevado costo de producción. Por ejemplo, para una división Codelco podría tener mil trabajadores, pero para esa misma división una empresa privada tendría quinientos trabajadores, pero más productivos. El tema de los costos se arraiga en la mano de obra y en la inversión en capital fijo para el proceso productivo. Hoy Chile, Codelco, está obligado a invertir, porque ya muchos equipos están quedando obsoletos, entonces tienen que hacerlo ahora, pero justo en un periodo bajo”, describe el especialista de la Universidad del Pacífico.

La mano de obra es uno de los temas que surgen cuando se analiza la situación de Codelco. Luego de la aseveración de que la compañía no tiene dinero, se han difundido en las redes sociales los sueldos de los altos ejecutivos, que ascienden a rentas brutas de más de 300 millones de pesos. Por ejemplo, el Gerente de Operaciones Norte, Octavio Araneda, percibe la suma de $433.910.620.

“Hoy Codelco tiene la opción de vender mucho cobre, pero eso está condicionado a una demanda que se está contrayendo; o bien de aumentar el precio al que vende el metal, pero ello también depende del exterior. Por lo tanto, la única opción es bajar los costos productivos, lo que se hace incorporando innovación, maquinarias y, a su vez, está relacionado con dejar sólo la mano de obra necesaria para el proceso productivo y eliminar gastos innecesarios o desproporcionados que encarecen el costo de producción”, afirma Arturo Farías.

Los tiempos de bonanza para el metal rojo, y particularmente para Codelco, se ven muy lejanos. En aquella época, el Estado se enfocó en ahorrar, pero según el experto faltó invertir. Hoy la cuprífera colocará un bono por hasta US$390 millones en el mercado local, de los cuales la mitad irán destinados al refinanciamiento de deudas y la otra mitad cubrirá parte del plan de inversiones de la empresa estatal.

“La gran duda es cuánto va a durar este periodo, y lamentablemente ya no hicimos lo que tuvimos que haber hecho, es decir, guardar sí, pero también invertir para que siga funcionando. Tampoco se aprovechó la oportunidad de dedicarse a hacer una serie de investigaciones o innovaciones, de modo de poder lograr la reducción en los costos de la producción del cobre. Ahora el problema es que Chile se ve obligado a invertir en un periodo no tan favorable. Lo importante es determinar cuánto va a durar este periodo: si dura dos años más va a ser muy complejo, no sólo para Codelco como empresa, sino para el país”, concluye el jefe de carrera de Contador Público y Auditor de la Universidad del Pacífico.

Check Also

Bienes Nacionales fija primer acceso público a playa en conformidad a la ley en la región

Hasta el sector de Punta Chocoy en la localidad de Carelmapu, comuna de Maulín se …

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

X3