Aprende a manejar tus finanzas personales

Cuatro de cada diez chilenos está endeudado o tiene problemas para llegar a fin de mes. Dadas las condiciones que enfrenta hoy la economía, la gestión de las finanzas personales resulta fundamental. Conoce las claves para manejar adecuadamente el presupuesto familiar y evitar el sobreendeudamiento ad portas de la Navidad.

No siempre es fácil entender el funcionamiento de áreas que para muchos son consideradas áridas y que, por lo mismo, nos llevan a cometer errores o a no sacarle el máximo provecho. En este contexto, el asesorarse en tiempos de incertidumbre parece ser la mejor opción, por lo que el jefe de carrera de Contador Público y Auditor de la Universidad del Pacífico, Arturo Farías, ofrece algunos consejos para un mejor manejo de las finanzas personales.

“Para esto debemos considerar dos escenarios, el primero y más importante es el día a día, es decir, las actividades normales que desarrollamos y los aspectos financieros que estos presentan. En segundo lugar, los imprevistos y la planificación. Son estos últimos los que pueden hacer pasar a una persona muy malos momentos, por lo tanto es necesario tenerlos en cuenta”, analiza el experto.

¿Dónde hay que poner especial atención? Lo primero, es efectuar una adecuada planificación de mis finanzas mensuales. “Contar con un buen presupuesto de gastos mensuales es fundamental para ordenar las finanzas y empezar a identificar posibles ahorros. Un presupuesto debe contar con todos aquellos ítemes en los que gastamos mensualmente, como comida, educación, vivienda, transporte y salud, entre otros, y el porcentaje que debemos o queremos destinar a cada uno de ellos”, precisa Farías.

Luego se deben identificar las fuentes de ahorro. “Es recomendable llevar un registro de nuestros gastos por un período, lo que permitirá entender en qué estamos gastando dineros que no son siempre tan necesarios y hacer pequeños ahorros cotidianos que nos permitirán generar una fuente importante de ahorro”, asegura el académico.

Un tema fundamental es considerar imprevistos. Los imprevistos más comunes y dramáticos, en algunos casos, son los problemas de salud y períodos largos de cesantía. “Para enfrentar estas situaciones es importante, por ejemplo, contar con una fuente de ahorros, destinar parte de nuestros ingresos mensuales a seguros de cesantía, vivienda y/o educación, tener seguros de vida con devolución, que permite a los beneficiarios contar con un monto en dinero en caso de fallecimiento accidental o natural del asegurado y, en caso de sobrevivencia, entrega un beneficio de devolución”, explica el profesor de Contador Público y Auditor de la U. del Pacífico.

Otro factor al que se debe poner atención es al endeudamiento con tarjetas. “Si los imprevistos son importantes y debemos recurrir al endeudamiento, deberíamos tener en cuenta que en algunos momentos de nuestra vida la tarjeta de crédito es el único medio del que disponemos para satisfacer nuestras necesidades básicas. Lo importante es que sepamos utilizarlas eficientemente, de modo de no caer en el sobre endeudamiento”, indica Arturo Farías.

Para ello, el experto de la Universidad del Pacífico sugiere pagar, en lo posible, el total de la cuota pactada y sólo en algunos casos pagar el mínimo indicado en el estado de cuenta. “La ventaja de la tarjeta de crédito es que permite, si somos rigurosos en nuestros pagos, pagar en ocasiones con tres cuotas a precio contado, una alternativa que permite utilizar el cupo de la tarjeta para hacer rendir más nuestro dinero, sin estar expuesto a los intereses”, acota.

En la misma línea aparece el endeudamiento con créditos. Tal como se reitera habitualmente en los medios, antes de contratar un producto o servicio bancario se debe cotizar y comparar las distintas opciones. “Debes solicitar un monto acorde a tus necesidades inmediatas y no más, y asegurarte de que cuentas con toda la información necesaria. Hay que prestar especial atención a las tasas de interés informadas diariamente en las distintas sucursales bancarias cuando solicites un crédito”, advierte.

Cómo enfrentar fechas especiales

La Navidad ya se acerca a pasos agigantados, un periodo de estrés para nuestras finanzas personales. Por ello, antes de empezar a comprar regalos, el jefe de carrera de Contador Público y Auditor de la Universidad del Pacífico, Arturo Farías, entrega tres recomendaciones claves.

“Primero, hacer una lista que defina cuánto estamos dispuestos a gastar en este ítem. Después, no salirnos del presupuesto bajo ninguna circunstancia. Y por último, idealmente hacer las compras al contado. Si bien el pago en cuotas suena como una buena idea, no lo es tanto considerando que las vacaciones y los gastos de marzo están muy cerca y debemos ser capaces de llegar en buen pie a esas fechas”, indica el especialista en finanzas.

Efectivamente no alcanzaremos a salir del ítem navideño cuando se presentarán los gastos asociados a las vacaciones. “Para disfrutarlas con tranquilidad, se debe tener un presupuesto aproximado de los gastos en que se incurrirá y destinar un pequeño ahorro durante todo el año para este fin”, sugiere Farías.

A continuación se nos vendrá encima el terrible mes de marzo, que conlleva una dosis importante de gastos entre matrículas, uniformes, útiles escolares y permiso de circulación, entre otros. ¿Qué hacer si es que el dinero simplemente no alcanza? “Utilizar la línea de crédito es una opción, siempre y cuando no posterguemos su pago por demasiado tiempo. Si estamos en problemas mayores, con un déficit que se arrastrará por meses, pedir un crédito es una mejor opción debido a que los intereses son menores”, concluye el jefe de carrera de Contador Público y Auditor de la Universidad del Pacífico.

Check Also

Con diez medallas regresaron deportistas de la región que compitieron en los Juegos Suramericanos de la Juventud Santiago 2017

Con una medalla de oro, siete de plata y dos de bronce retornó la delegación …

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *